Cuidados del Aloe Vera

El Aloe Vera es una planta tradicional y bastante resistente que no requiere muchos cuidados, aquí os explicamos como tratar y cuidar las plantas de Aloe Vera.

El aloe vera es tipicamente una planta de exterior aunque se puede mantener en el interior de una vivienda evitando exponerla a temperaturas muy altas. Si la mantienes alejada de los radiadores podrás mantener tus plantas de aloe en el interior…

Las plantas de aloe vera se pueden mantener plantadas directamente sobre la tierra en un jardín o también en una maceta o tiesto.
Es conveniente evitar el exceso de exposición al sol y colocar la planta en un lugar en el que tenga algo de sombra. El frío extremo tampoco le va demasiado bien al aloe, pero puede aguantar el invierno en el exterior perfectamente. Cuando soporta temperaturas muy bajas las hojas de la planta suelen ponerse de un color rojizo y quedarse un poco más delgadas y finas, pero el aloe recuperará su aspecto cuando el clima sea mejor.

El Aloe vera prefiere los riegos poco frecuentes, una vez cada 3 o 4 días es suficiente o cuando veas que la tierra está muy seca. Es importante evitar encharcamientos utilizando un buen drenaje si está en un tiesto o teniendo la planta en un jardín.

Las plantas de aloe vera producen hijos, es decir pequeñas plantitas que crecen junto a la base de la planta. Para evitar que la planta madre pierda fuerza, es conveniente retirar las plantas pequeñas cuando van alcanzando un tamaño mediano y trasplantarlas a macetas o suelo. Con esta sencilla técnica podrás mantener tu planta de Aloe perfecta y conseguir plantas nuevas.

2011-02-22T17:31:49+00:00 13 de octubre, 2010|aloe vera, plantas|1 Comment

One Comment

  1. Maria 24 octubre, 2010 at 20:24 - Reply

    Yo acabo de transplantar mis aloes nuevos hoy y espero tener pronto más plantas

Deje su comentario